carlos navarro

Quedó plenamente comprobado que Carlos Navarro Fernández mató a cuchilladas al sacerdote puertorriqueño Linán Ruiz Morales y al ayudante de este, Ananías Águila Cruz.

Por esta razón, el Colegiado B de la Segunda Sala para Reos en Cárcel lo condenó a 35 años de prisión, por el delito de robo agravado seguido de muerte.

Además, Navarro Fernández, ‘Yago’, deberá pagar 100 mil soles de reparación civil en favor de los herederos de las víctimas y mil soles a la Asociación Franciscana Apóstol.

La sala estableció, también, que el procesado actuó cruelmente, ya que apuñaló más de 10 veces al cura y más 19 a Águila Cruz. Como se recuerda, el crimen se produjo en agosto de 2010, en el convento San Francisco del Centro de Lima.

Una semana antes de los crímenes, Navarro había llegado de Cañete a visitar a la víctima, pues por su mala conducta, había sido expulsado del convento que lo había acogido.

El Ministerio Público había solicitado cadena perpetua para el sentenciado, por lo que apeló el fallo. En tanto, la defensa de ‘Yago’ presentó un recurso de nulidad, ya que considera que la pena impuesta es excesiva.

Fuente: Perú 21.pe

Artículos de interés

DEJA UNA OPINIÓN

Deja tu opinión