ministra de educacion

El Ministerio de Educación mediará ante la Oficina de Normalización Previsional (ONP) para que los maestros con 65 años de edad, que cesarán de forma obligatoria hasta agosto próximo , por disposición de la Ley de Reforma Magisterial-, reciban una pensión transitoria de emergencia.

La ministra de Educación, Patricia Salas O’Brien, aseguró que su sector hace las coordinaciones ante la ONP para que los ocho mil docentes sexagenarios a nivel nacional (son mil 348 docentes en el sur) que pasarán al retiro, tengan pagos casi inmediatos.

El temor de los maestros que serán cesados, apunta a que quedarían sin pensión durante los primeros tres meses, tiempo que demora la Oficina de Normalización para determinar los montos de jubilación.

Salas además pidió a los titulares de Educación de cada región para que “ayuden a los docentes a agilizar la documentación que requerirán para tramitar su pensión”. “La idea es que tengan sus papeles listos”, señaló.

Descartó el pedido que semanas atrás hizo el Sindicato Unitario de Trabajadores en la Educación del Perú (Sutep) para aplazar los ceses hasta diciembre. “A todos nos toca cumplir la ley, yo no puedo modificarla”, dijo.

No obstante, aseguró que con la Ley de Reforma Magisterial, los montos por Compensación de Tiempo de Servicio (CTS) se triplicarán. Se calcula que según las horas de servicio y el nivel que ostenten, los docentes recibirán entre S/. 5,000 y S/. 12,000.

Salas llegó ayer a la ciudad, para participar del Simposio Internacional sobre Nuevos Paradigmas de la Sociología que se desarrolló en el Paraninfo de la Universidad Nacional de San Agustín (UNSA).

Antes de ingresar al local agustino, la ministra fue literalmente “vapuleada” por un grupo de manifestantes, aparentemente docentes, que intentaron interrumpir su paso. Por ello que las medidas de seguridad se extremaron. Dentro, la historia fue distinta, pues Salas, quien es socióloga y fue docente de la UNSA, fue recibida con aplausos por alumnos y excolegas.

CAMBIOS EN 15 AÑOS

Durante su discurso, Salas informó que los cambios en Educación en el Perú se notarán recién entre los próximos 7 y 15 años. Empero, aseguró que las mejoras, sobre todo en el área docente, iniciarán en los próximos tres años y se consolidarán en los siguientes cinco. En ese lapso -comentó- se buscarán “cambios educativos en las áreas de lengua, matemática, ciencia y ciudadanía, así como el cierre de grietas en relación a la educación rural y de primera infancia”.

Según Salas, la brecha de aprendizaje entre la escuela privada y la pública es amplia. El 50% de los estudiantes de colegios privados logra los objetivos de enseñanza, mientras que en los colegios estatales el logro solo llega al 25%.

Sin embargo, recalcó que un estudio hecho por el Ministerio de Educación reveló que en los niveles socioeconómicos medio y bajo, los logros de las instituciones públicas eran mayores a la de las escuelas privadas,  especialmente en el área de matemática. También hay una brecha del 30% entre los aprendizajes de la zona rural de la urbana

Fuente: La República.pe

Artículos de interés

DEJA UNA OPINIÓN

Deja tu opinión