Dormir con el celular prendido puede causarte más daño del que piensas

0
2729

Los celulares se han convertido en parte indispensable de nuestra vida y los usamos para todo y en todo momento, incluso permanecen a nuestro lado mientras dormimos, aunque sea en la mesita de noche. Pero, ¿sabías que dormir con el móvil encendido puede causar graves daños a tu salud?

Según un estudio publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS) las pantallas de los smartphones, tabletas o libros electrónicos produce una luminiscencia que disminuye la melatonina, hormona reguladora del sueño, afectando negativamente el descanso y al estado de alerta matinal.

No solo eso, también retrasa y reduce el sueño REM, que se asocia con un sueño profundo y restaurador, lo que provoca que suframos de insomnio o de deficiencias en el sueño por esta interrupción silencios a de los ritmos circadianos del organismo.

Todo empeora si antes de cerrar los ojos para dormir decides navegar o chatear por tu celular pues esta práctica común hiperexcita nuestro cerebro, situación que a la larga conlleva en un «insomnio tecnológico».

De hecho, para que nuestro cerebro descanse se deben apagar los móviles puesto que cualquier vibración, sonido o destello puede despertarnos e interrumpir nuestros ciclos de sueño.

A continuación les presentamos la lista de los motivos por los que sus dispositivos inteligentes deberían salir de su habitación lo antes posible.

  1. La luz de los dispositivos móviles modifica nuestra percepción del día y la noche. Esto puede provocar una privación crónica del sueño. Un estudio realizado por la Escuela de Medicina de Harvard, dio a conocer que la luz azul emitida por los dispositivos móviles, activa las neuronas que nos hacen sentir despiertos y con energía, impidiendo sentir sueño.
  2. El uso de celulares en el dormitorio puede provocar problemas en la vida sexual de una pareja. Un estudio realizado por Harris Interactive, en Estados Unidos, demostró que el 72% de los estadounidenses mantienen su celular muy cerca de su dormitorio. El 20% mencionó haberlo usado durante sus relaciones sexuales.
  3. Los dispositivos móviles emiten radiación. Aún no hay pruebas que determinen el desarrollo de cáncer por la radiación de dispositivos. Sin embargo, la Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer expuso que «es posible que la transmisión de estas ondas sean cancerígenas».
  4. Propicia estrés. Ya que tenemos un sentimiento de hipervigilancia. Esto implica sentirse tenso y a la expectativa de si alguien nos llama o escribe durante la noche.
  5. Puede hacernos engordar. Un estudio de la Universidad de Granada determinó que cargar el celular en el dormitorio hace que aumente de peso, según reseñó The Independent. Según ese medio, la investigación reveló que las luces artificiales provenientes de dichos dispositivos detienen la generación de la hormona que combate la obesidad.
  6. El uso de dispositivos móviles disminuye la materia gris. El estudio fue elaborado por el Centro Sackler de la Conciencia de la Universidad de Sussex, en Reino Unido, ahí se dio a conocer que quienes utilizan con frecuencia más de un dispositivo corren el riesgo de dañar la corteza cingulada anterior, que es la responsable de funciones del control cognitivo y emocional.
  7. Dejar de utilizar el celular media hora antes de dormir puede ser una excelente alternativa. Este lapso hará que el cerebro disminuya la velocidad de procesamiento de los pensamientos.

Fuente: http://www.capital.com.pe

Fuente: Portal Publimetro