trabajo

Si en algo coincidieron el ex presidente del Consejo de Ministros César Villanueva y la ex ministra de Trabajo y Promoción del Empleo Nancy Laos fue en afirmar que el aumento de la Remuneración Mínima Vital (RMV) estaba en evaluación y debate. Pero decir la verdad les costó el puesto a ambos.

Y es que luego de su renuncia, César Villanueva reveló que el tema se tocó en un Consejo de Ministros de diciembre del año pasado, y Nancy Laos también dijo que en una comisión técnica del Consejo Nacional del Trabajo se había iniciado la evaluación para hacer posible un nuevo incremento de la Remuneración Mínima Vital.

Lo mismo señala la presidenta de la Confederación General de Trabajadores del Perú (CGTP), Carmela Sifuentes, quien afirmó que efectivamente el tema viene siendo evaluado en la Comisión Técnica de Productividad y Salario Mínimo, conformado por representantes de los trabajadores, los empresarios y del Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo, que la preside.

Cuando esta comisión tenga un informe, fundamentado técnicamente, se eleva al seno del Consejo Nacional del Trabajo –en el que participan el gobierno, los empresarios (Confiep, la Cámara de Comercio de Lima, la Sociedad Nacional de Industrias) y los trabajadores (CGTP y otras centrales sindicales– donde se debate y se aprueba.

Según el ex viceministro de Trabajo Julio Gamero, este proceso tiene su origen en el 2007, cuando una comisión ad hoc (también tripartita) estableció los criterios para elevar la Remuneración Mínima Vital y cada cuánto tiempo se realizaría, acordándose un plazo de dos años.

No obstante, debido a la crisis económica mundial del 2008, los empresarios se negaron en el 2009 a que se revise un aumento del salario mínimo vital, generando el rechazo de los trabajadores.

Sin embargo, en agosto del 2011, cuando asume el gobierno del presidente Ollanta Humala, se aumentó el salario mínimo a S/. 675. Y en julio del 2012 se subió de nuevo, hasta S/. 750, cumpliéndose su promesa de campaña.

Han pasado 20 meses, la economía peruana ha crecido y la inflación también, por eso se planteó una nueva revisión del aumento de la Remuneración Mínima Vital.

“Ya es público que en diciembre del año pasado el Consejo de Ministros acordó que se reactivara el debate del sueldo mínimo en una comisión técnica”, recordó Julio Gamero.

La fórmula

Manifestó que la Comisión Técnica de Productividad y Salario Mínimo aplica una fórmula para calcular el aumento de la Remuneración Mínima Vital.

“La fórmula toma en cuenta el comportamiento de la productividad y la inflación subyacente proyectada, calculada por el Banco Central de Reserva del Perú”, agregó.

Además, Gamero explicó que en la comisión técnica se planteó tres condiciones previas para el aumento del sueldo mínimo: No debe haber recesión económica profunda (dos trimestres consecutivos), la Remuneración Mínima Vital no tiene que ser mayor al 50% de la remuneración promedio de la planilla, y la informalidad laboral urbana no puede estar por arriba del 60%.

“Hoy por hoy no hay recesión, el salario mínimo está en 38% de la remuneración promedio de la planilla y la tasa de informalidad laboral urbana estaba en 53% durante el 2012 y es probable que el 2013 haya sido menos. Con lo cual, las tres condiciones para el aumento se cumplen”, manifestó Gamero.

La presidenta de la CGTP, Carmela Sifuentes, señaló que incluso los empresarios estuvieron de que solo faltaba determinar cuánto sería el aumento del sueldo mínimo.

La dirigente sindical dijo que el aumento del sueldo mínimo se justifica, porque en el Perú –con una inflación de 0,32% en enero– a los trabajadores no les alcanza para cubrir la canasta básica familiar, que según el INEI está aproximadamente en S/. 1.500 al mes.

En tanto, Julio Gamero sostiene que si se aplicara la fórmula ya establecida en el Consejo Nacional del Trabajo, se debería llegar a un aumento del 8% a 10% del sueldo mínimo.

“La productividad del país ha crecido por encima del aumento de salarios en los últimos años, entonces hay margen por ese lado, lo que avala para que haya un incremento de la Remuneración Mínima Vital”, añadió.

El especialista en temas laborales cuestionó a quienes afirman que un aumento del sueldo mínimo aumentaría el desempleo y la informalidad.

“Por el contrario, lo que se ha observado es una reducción del desempleo y la informalidad”, sostuvo.

Finalmente, Gamero afirmó que una decisión del aumento de la Remuneración Mínima Vital depende del presidente Ollanta Humala, pero que un acuerdo sobre el tema en el Consejo Nacional del Trabajo le da la legitimidad del caso por las partes involucradas: empresarios y trabajadores. Lo cual está en camino.

Las claves 

En planilla. 180 mil trabajadores formales ganan sueldo mínimo en el Perú.

Competitividad. Hasta 0,8% aumentan los costos laborales en el país por cada 1% que se incrementa la Remuneración Mínima Vital.

Fuente: La Republica.pe

 

Artículos de interés

DEJA UNA OPINIÓN

Deja tu opinión