El bullying cobra una víctima más en nuestro país. El escolar de 14 años que fue golpeado en junio pasado en Arequipa por un compañero de clases hasta dejarlo casi ciego de un ojo y que vino a Lima para ser tratado, falleció en el Instituto Nacional de Salud del Niño (ex-Hospital del Niño) tras ser intervenido por un aneurisma que se le formó a raíz de los maltratos físicos que sufrió.

Isabel Apaza Cori, madre del menor, aseguró de que hubo negligencia médica en la operación a la que fue sometida su hijo. “Estaba bien, solo se quejaba por dolores de cabeza, pero él reía y jugaba. ¿Cómo es posible que lo operen y se muera?”, señaló al Diario Noticias de Arequipa.

La mujer indicó que antes de que el estudiante pasara al quirófano, firmó un documento de permiso, el cual no leyó, en el que le prometían que el niño se restablecería. “A mí me dijeron que a lo mejor saldría sin moverse, pero que con rehabilitación se recuperaría y ahora mi hijo está muerto y no sé qué hacer”, acotó.

Después de la intervención, Apaza Cori manifestó que su hijo respondía con ciertos movimientos del cuerpo, pero que nunca más habló ni abrió los ojos. Ayer, cuando lo visitó en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del mencionado nosocomio, lo encontró sin respirador.

“El médico responsable del área me dijo que no denunciara el caso, si es que quería que a mi hijo me lo den rápido. Me dijo que si hago la denuncia, me lo van abrir todo (al estudiante) y se va a quedar cinco días todo abierto y que al final no va a pasar nada”, denunció.

Por miedo a que el galeno cumpla con su amenaza, la madre solicitó ayuda para los gastos de traslado del cuerpo y que le proporcionen asesoría legal para poder tramitar la respectiva denuncia, ya que ella y su esposo no cuentan con los recursos para poder efectuar pago alguno.

Fuente: Perú 21.pe

Artículos de interés

DEJA UNA OPINIÓN

Deja tu opinión