Gobierno apela a las multas para frenar el rebrote del coronavirus

0
707

Con más 500,000 casos positivos de COVID-19, el presidente Martín Vizcarra admite que el exceso de confianza influyó en el rebrote de la pandemia.

En su afán por detener a las personas que desacaten las medidas del estado de emergencia para frenar el avance del COVID-19, el gobierno volvió a apelar a acciones donde más les duele a los peruanos: los bolsillos.

Para ello, volvió a sacar lustre a la tabla de multas que se aplicará a peatones y conductores que infrinjan diversas medidas, entre las que figuran el toque de queda y la inmovilización social obligatoria los domingos.

Para el caso de los peatones regirá los alcances del Decreto Supremo 006-2020-Interior, que establece multas entre el 2% (S/86) y 10% (S/430) de la unidad impositiva tributaria (1 UIT= S/4,300) para los infractores. Los intervenidos, según sea el caso, podrán ser detenidos por la Policía.

Según la norma, el plazo para el pago de la multa es de cinco días hábiles. Si pagara antes de las 48 horas, tendrá un descuento del 25%.

En el caso de los conductores, el monto más alto es de S/6,450, para las personas que transiten con su carro durante el toque de queda y los domingos. Además, se les retendrá la tarjeta de propiedad y licencia de conducir.

Estas medidas constituyen un nuevo intento (cuestionado por algunos expertos) del Gobierno por frenar el progresivo incremento de los casos de COVID-19, que ayer llegaron a los 507,996 a nivel nacional, con 9,441 nuevos contagios que evidencian un preocupante rebrote de la pandemia.

PASO A LAS MOLECULARES

En otro plano, la ministra de Salud, Pilar Mazzetti, adelantó que se reemplazarán las pruebas rápidas por las pruebas moleculares para detectar los casos COVID-19.

Sostuvo que esta medida se ejecutará “poco a poco” y tiene como objetivo detectar con mayor énfasis los casos positivos. Las pruebas, añadió, serán distribuidas a nivel nacional.

“Necesitamos cambiar y virar la estrategia; necesitamos poder contar con pruebas, de ser posible, moleculares. Ya estamos haciendo acopio de pruebas moleculares. Ya tenemos 800,000”, afirmó en RPP.

La ministra indicó que la próxima semana se espera tener un millón de pruebas.

Por otro lado, a 25,648 se elevó el número de fallecidos por COVID-19 en el país, según la nueva actualización de cifras que fue presentada ayer por el viceministro de Salud, Luis Suárez.

El funcionario indicó que el miércoles de la próxima semana se tendrá una “información completa”. La actualización agrega 3,658 fallecidos por infecciones confirmadas por el coronavirus.

Fuente:peru21.pe