educacion

Quieren que la sociedad mejore y, por supuesto, mantener su rentabilidad económica. Ellos están convencidos que lo pequeño puede generar grandes cambios y apuestan por ello. Son gente buena, inspiradora, líderes que ponen en marcha con éxito diversos emprendimientos sociales, los cuales intentan cubrir las brechas que actualmente tiene nuestro sistema educativo.

Es que para nadie es un secreto las deficiencias de la educación en el Perú. Aunque el Gobierno logró que el 94% de los niños tenga acceso a la educación primaria, el Programa de Evaluación Internacional de Estudiantes, más conocido como PISA, reveló que, al culminar el segundo grado de primaria apenas el 29% de los estudiantes de zonas urbanas comprende lo que lee y en zonas rurales lo hace solo el 12%.

Además, en las escuelas públicas los estudiantes no tienen oportunidades para desarrollar sus talentos. A ello se suman las graves deficiencias del sistema educativo superior y la falta de acceso de los jóvenes a una educación universitaria.

Al margen de lo que hace el Gobierno en estos temas, hay un trabajo silencioso desde otros frentes. Aquí presentamos cuatro casos de jóvenes que han comenzado a elaborar alternativas exitosas para cubrir las necesidades que nadie antes había mirado. Ellos muestran las ganas de la nueva generación de jóvenes que creen que sí vale la pena apostar por proyectos que puedan causar un impacto positivo.

MAESTROS QUE FORMAN LÍDERES

Enseña Perú

Enseña Perú capta a los egresados más talentosos de las universidades del país y los convierte en maestros a tiempo completo en escuelas de zonas vulneradas por la pobreza, la violencia, el pandillaje o la falta de servicios. Los profesionales trabajan dos años en colegios donde el rendimiento de los alumnos está por debajo del nivel esperado. Antes reciben 500 horas de formación en el Programa de Entrenamiento de Liderazgo de la Universidad de Harvard.

Desde la puesta en marcha del programa, hace cinco años, el modelo ha impactado en más de 8 mil niños y jóvenes del país. “En las zonas donde estamos trabajando, los alumnos que no sabían leer ni escribir y tenían uno o dos años de retraso académico han disminuido esas brechas. Además, quien ya vivió la experiencia de enseñar no puede voltear la cabeza ni mirar a otro lado porque ya sabe lo que ocurre en el país”, manifiesta Franco Mosso, director ejecutivo y cofundador del grupo.

 

La iniciativa empezó con 26 jóvenes educadores. Ahora son 101 y el próximo año serán 130, en 50 colegios de Arequipa, La Libertad, Cajamarca, Lima y Callao. La campaña para reclutar a la sexta promoción de profesionales talentosos ya empezó. Los interesados pueden inscribirse (hasta el 13 de octubre) en la página web.

APRENDER DE QUIEN QUIERE ENSEÑAR

Flikn

Flikn surgió hace menos de un año luego de que Diego Olcese regresara de Silicon Valley (San Francisco, EEUU), donde se involucró con proyectos de educación. Solo estuvo una semana, pero fue suficiente para cambiar su vida.

Por eso, al regresar al Perú renunció a su trabajo y comenzó su propio proyecto educativo, para ayudar a personas a tener acceso a la educación a través de Internet. Eso precisamente es Flikn, una comunidad on line donde los usuarios pueden aprender habilidades de los propios profesores, a través de cursos interactivos.

El proyecto incluye los cursos de negocios y fotografía y diseño –que son los más buscados–, así como música y cocina. Todos son dictados a través de videos, con una duración máxima de dos horas.

“La plataforma es más una comunidad educativa donde las personas que quieren aprender algo pueden conectarse con personas que quieren enseñar. Estamos más enfocados al mercado autodidacta de gente curiosa que quiera aprender de la experiencia para ponerlo en práctica de la manera más rápida posible”, cuenta Olcese.

La página web fue presentada hace tres meses y ya tiene 11 mil alumnos, el 60% de países como Venezuela, Colombia, Ecuador, México, España y Chile.

OPORTUNIDADES PARA MUJERES TALENTOSAS

Laboratoria

Mariana Costa, fundadora de Laboratoria y quien tiene su propia empresa de tecnología, se dio cuenta, a inicios de este año, de que en el Perú había una demanda muy alta por desarrolladores web, pero había muy pocas mujeres talentosas que trabajaran en este campo.

Es que el 93% de las personas que laboran en el rubro actualmente son varones. Por ello, Mariana tuvo la idea de crear un emprendimiento social para encontrar a las jóvenes de las zonas más deprimidas de Lima que tienen mucho talento y pocas oportunidades de éxito.

El proyecto empezó a inicios de este año con el apoyo de las ONG WarmiCusi y Ruwasunchis, que se encargaron de captar a las mujeres con deseos de aprender sobre tecnología. Después de cinco meses de estudio y un proyecto grupal se formó la primera promoción de 16 jóvenes de entre 15 y 23 años, algunas de las cuales estaban en la transición de ver qué hacer con su futuro y ahora ya están trabajando en empresas tecnológicas.

“Más allá de las horas de clases, los conocimientos y las herramientas y lenguajes para hacer una idea realidad, apoyamos a jóvenes que no acceden a la universidad por falta de recursos y les dimos alas para que descubrieran su posibilidad de crecer de manera autodidacta”, dice Mariana. Pueden encontrar más de Laboratoria en su página web.

VOLUNTARIADO PROFESIONAL

CREA+

“Me impactó ver gente tan llena de energía y de ganas de donar su tiempo de forma voluntaria con un objetivo común. Por eso tuve la idea de buscar a jóvenes que tienen una educación privilegiada, una profesión, un talento o un hobby para que lo enseñen en las escuelas públicas”, dice Luis Miguel Starke, fundador y director general de Crea+.

Luis Miguel trajo la idea de Crea+ al Perú en 2009 tras hacer contacto con Crea+ Chile luego de que estudiara en el Programa de Liderazgo y Competitividad Global de América Latina en la Universidad de Georgetown (EEUU). El objetivo de la oganización no es precisamente fortalecer el nivel educativo de los niños, sino potenciar la creatividad, la autoestima y educar en valores a menores con oportunidades limitadas.

“La idea es que eso que te gusta hacer de manera gratuita lo sigas haciendo mientras se lo enseñas a otro, y así logras que más niños crean que pueden alcanzar sus sueños”, dice Luis Miguel.

El programa ofrece todos los sábados clases de reforzamiento en matemáticas y talleres multidisciplinarios de capoeira, manualidades, creación literaria, yoga, circo, teatro, oratoria, creacuentos, fútbol y muchos más. “Es una lluvia de motivación con estímulos a los que usualmente estos niños no tendrían acceso”, subraya Luis Miguel.

Después de cinco años, el programa ya está en tres escuelas de Lima y próximamente incursionará en un colegio en Talara (Piura). Visita la web de Crea+.

Fuente: Perú 21.pe

 

Artículos de interés

DEJA UNA OPINIÓN

Deja tu opinión