La Ley de Reforma Magisterial posibilitará la ampliación de la jornada laboral de 24 a 30 horas semanales para los docentes de Secundaria de las II.EE. públicas, lo cual redundará en establecer un vínculo más significativo entre estudiantes y maestros y la generación de espacios de mayor orientación, participación y diálogo, además de la transmisión de conocimientos, informó el titular de la Dirección de Educación Secundaria (DES) del Ministerio de Educación, Darío Ugarte Pareja.

Si el maestro asiste a clases durante 21 a 24 horas semanales, no tiene tiempo para sentirse parte de la escuela y menos de conocer a los chicos. Por ello el incremento propuesto de 6 horas de clase le permitirá trabajar en equipo con sus colegas y conocer a sus alumnos en otras facetas, señaló.

La idea es que este aspecto esté incluido en el reglamento de la LRM para que las regiones puedan generar las condiciones para ampliar los horarios de acuerdo a sus particulares condiciones.

Estas y otras demandas forman parte del documento denominado “Sistematización de los Diálogos Macro regionales: La Escuela Secundaria que Queremos” en el que la DES recogió las demandas, expectativas y propuestas de estudiantes, padres de familia, docentes, especialistas de las DRE y de las UGEL, así como de miembros de la sociedad civil de 14 regiones del país respecto a la escuela Secundaria en el Perú.

Indicó que el diagnóstico de la educación Secundaria en el Perú establece dos puntos sensibles que atender. Ciento 50 mil chicos en Lima, no asisten a clases de Secundaria y el ausentismo a nivel nacional bordea el 26% en zonas urbanas mientras que en zonas rurales este indicador se eleva al 40%.

El segundo punto, dijo, es que entre los que asisten a clases hay una percepción generalizada de que lo que el Estado les ofrece no es relevante pues quieren aprendizajes útiles para el presente, para un mundo de cambio constante. Esto hace que no le encuentren sentido a la educación Secundaria y la comiencen a abandonar progresivamente, se inserten en el mundo laboral y experimenten el fracaso y la frustración, agregó.

Fuente: MINEDU

Artículos de interés

3 OPINIONES

  1. Me parece pertinente la ampliación de horas de trabajo a los docentes de 24 horas, no obstante sería bueno precisar si la remuneración también estará acorde con la jornada laboral incrementada en horas. la lógica y el sentido común indica que efectivamente debería ser así, pero qué dice el responsable de la caja fiscal quien en definitiva es el que decide si se hace o no se hace, a menos que sólo se esté pensando en incrementar el trabajo y no así la remuneración de los profesionales de la educación.

  2. Incrementar más horas a un docente se secundaria es muy bueno, pero a su vez debe ser remunerada, pues el sueldo de 24 horas no alcanza, ganan más los choferes de las regiones 2300 qué bueno sería que un ministro viva con 2000 soles así sentirían el estómago de la clase trabajadora.

  3. Se deben ampliar 6 horas pero no para trabajar en aula sino para planificar las labores de la semana. La Directiva para el año 2013 dice “que pueden ampliar su horario hasta 30 horas si hay disponibilidad de horas…” supongamos una ie de 20 docentes ¿cuántas horas sobran? a lo mejor les falta y en el mejor de los casos quedan menos de 5 horas.¿Cómo les van a dar 6 horas más a cada docente? ¡Y estoy suponiendo que son horas de su especialidad porque si no lo son no pueden pedir más horas! El funcionario que dice “les permitirá conocer más a sus alumnos” está perdido pues 6 horas más en aula significa 1, 2, o 3 secciones más (por la distintra carga horaria de cada curso)pues hay cursos de 6, 2 y hasta de 1 hora semanal. ¿Trabajar en equipo con sus colegas? ¿Cómo si las 30 horas las pasaría en el aula? Estos señores creen que uno puede quedarse alegremente a regalar su tiempo luego de finalizada su jornada laboral.¿O es que estos funcionarios nunca han trabajado en un colegio? La gran tragedia en educación es que las leyes para los docentes son hechas por quienes no son docentes.

Deja tu opinión