Minedu plantea cambiar los clásicos exámenes de admisión de universidades

1
1063

Pruebas no memorísticas. Se busca evaluar a postulantes con base en capacidades y actitudes. Rector de San Marcos se mostró dispuesto a debatir propuesta. En esa línea, desde marzo, los alumnos de secundaria serán calificados con letras y no con números.
Las universidades podrían cambiar sus clásicos exámenes de admisión si prospera la propuesta del Ministerio de Educación (Minedu), la cual busca que los postulantes ya no sean evaluados por sus conocimientos, sino por sus competencias; es decir, por sus saberes, capacidades y actitudes aplicadas a la resolución de problemas reales y a la vida diaria.

Según la viceministra de gestión pedagógica del Minedu, Susana Helfer, el sector viene trabajando con las instituciones la posibilidad de modificar dichas evaluaciones, implementar un currículo por competencias y adecuar su calificación a este sistema. “Están muy de acuerdo porque la idea es que el estudiante no solo ingrese, sino que se mantenga en la universidad. Cuando se trata de conocimientos puede rendir bien una prueba, pero luego tiene dificultades”.En ese mismo sentido, el ministro de Educación, Daniel Alfaro, exhortó a las universidades a “reconocer el talento que atraen”. “No solo por un tema de conexión con la educación básica, sino también por la sostenibilidad con la carrera, por un tema vocacional. Las competencias te permiten conocerte a ti mismo y tomar mejores decisiones, lo cual es necesario en la educación superior donde existen problemas como la deserción”, afirmó.

Al respecto, el presidente del Consejo Nacional de Educación (CNE), César Guadalupe, explicó que en la actualidad los exámenes de admisión tienen dos problemas. El primero es que no sirven para discriminar quiénes deben ingresar a la universidad, pues ni siquiera usan técnicas psicométricas (disciplina encargada de la medición), salvo un par de excepciones; y el segundo es que las pruebas no sirven hacia adelante ni “dialogan” con lo aprendido en el nivel secundario. “Y eso plantea un problema: si estoy en secundaria, ¿hago lo que dice el currículo (por competencias) o lo que me sirve para el examen de ingreso? Por eso es necesario alinear lo que se enseña en la secundaria con los sistemas de admisión”.

Para poner un ejemplo, mientras en un examen de admisión por conocimientos se preguntaría: “¿Cuándo se descubrió América?”, en uno por competencias se plantearía un texto con información de este hecho histórico y se buscaría que el postulante razone en base a estos datos, haga inferencias o lo relacione con otros sucesos. Ya no sería solo una prueba memorística.
Las respuestas podrían ser de formato múltiple, con frases incompletas o abiertas.

La UNMSM responde

Orestes Cachay, rector de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (UNMSM), que recibió más de 20 mil postulantes en su último proceso de admisión, se mostró dispuesto a evaluar la propuesta de modificar las evaluaciones. “El sector debería dar las pautas para la forma de selección. En los exámenes nacionales y descentralizados vemos que los resultados varían según las zonas. Por eso también se necesitaría analizar las políticas de gobierno para mejorar la educación de los jóvenes”.

Calificación con letras

El cambio en los exámenes de admisión permitiría que los estudiantes de secundaria puedan aplicar lo aprendido en las aulas con base en el Currículo Nacional Escolar (CNE).

Precisamente, desde este año, el referido documento comenzará a implementarse en secundaria, donde también cambiará la forma de calificación: ahora será a partir de letras y ya no con el método vigesimal, en el que 0 era la menor nota y 20 la mayor.

Así, según el Minedu, la calificación tendrá cuatro escalas: Logro muy satisfactorio, Logro satisfactorio, Logro básico y Logro inicial. “Con el sistema anterior, las notas no evidenciaban qué le faltaba al alumno. Ahora se conocerá cómo va en cada competencia (producción de textos, pensamiento reflexivo, etc.), de manera que al ver la libreta, el padre conozca las fortalezas y debilidades de su hijo. Eso ya se hace en inicial y primaria”, dijo Helfer.
Se debe afinar

Sin embargo, esto último podría generar un problema en los cuadros de mérito aún solicitados por las universidades. Por eso es que solo para quinto de secundaria se “traducirán” las notas a una escala de 1 al 4. Esto, para obtener un promedio y que los alumnos que culminen el colegio puedan ser ubicados en el tercio o quinto superior, lo cual aún es un indicador en el método tradicional de admisión. Esto se busca cambiar.

Fuente:larepublica

1 OPINIÓN

  1. Los cambios de actitud de mejorar primero de los maestros de primaria y luego de secundaria.

Comments are closed.