colegios  dañados

De los 83 colegios públicos de Villa María del Triunfo, el 20% fue declarado en alto riesgo por el Instituto de Defensa Civil (Indeci). La mayoría de estos tiene rajaduras en sus techos, paredes y pisos causados por la gran humedad en la zona. En sus aulas, los cables eléctricos están expuestos, hay vidrios rotos y no cuentan con extintores.

El subgerente de Defensa Civil de VMT, Rommel Calderón Oriful, informó que tres pabellones del I.E. 7233 ‘Matsu Utsumi’, en el asentamiento Humano Puyusca, deberían ser reconstruidos por las graves rajaduras de en los techos y paredes.

En tanto, el centro educativo I.E. 6090 ‘Micaela Bastidas’, ubicado en el Cercado del distrito, fue afectado por la ruptura de una tubería matriz de Sedapal, en diciembre del año pasado. El agua inundó el pabellón de nivel secundario donde las aguas residuales alcanzaron los dos metros de altura. “Prácticamente este pabellón es inservible, perjudica a más de 390 alumnos”, aseveró Olga Cruz, directora del colegio.

En este plantel, los estudiantes deberán empezar este año escolar en aulas prefabricadas que serán instaladas por el Ministerio de Educación recién la próxima semana. Sedapal aún no ha demolido las aulas dañadas.

“Estos colegios considerados de alto riesgo podrían colapsar ante un fuerte de sismo de 5 o 7 grados. Las fierros de las columnas en algunos lucen torcidos. Es urgente que el Minedu atienda estas deficiencias”, exhortó el subgerente de Defensa Civil.

Artículos de interés

DEJA UNA OPINIÓN

Deja tu opinión